07.02.2022

Consejos para preparar la masa de pizza perfecta

¡Ay, la pizza! Es un manjar delicioso y para el que muchos de nosotros es nuestra debilidad y perdición. Es perfecta para disfrutar con amigos una noche cualquiera o para degustar en solitario ese día que sabes que te lo mereces. 

Nosotros nos hemos propuesto reunir en este post los consejos perfectos para elaborar una pizza sin posibilidad de fallo. Pero antes, creemos que es importante darte un poco de contexto sobre alguna curiosidad de su origen. ¿Ya lo tienes todo? ¡Empezamos! 

El origen de la pizza

Lejos de lo que muchas personas pueden pensar, nadie ha podido constatar que el origen de la pizza sea italiano. La invención se remonta a más de 2.000 años atrás y ya entonces se consumía un pan llano recién horneado. Es decir, la base ha cambiado poco o nada. Después, los estudios dicen que se aliñaba con un poco de ajo, aceite de oliva, queso de búfala y varias especias que le daban el toque de sabor diferencial. 

Lo que es indiscutible es que Italia ha sido el lugar por excelencia donde este plato, a lo largo de la historia, se ha ido enriqueciendo en todos los sentidos

Conoce algunas curiosidades sobre la pizza

Este plato ha dado para mucha experimentación. De hecho, ¿sabías que existe una amplia variedad de pizzas dulces? 

Las pizzas dulces son especialmente populares en todo Brasil. Además, en muchas ocasiones es común encontrar pedidos de pizzas con una mitad salada y otra dulce. ¡La combinación probablemente te sorprenda para bien! Algunas opciones para pedir pizza como postre son las siguientes: 

  • Pizza de banana, que cuenta con ingredientes principales el plátano, queso mozzarella, azúcar y canela.
  • Pizza de chocolate, con chocolate natural o chocolate con nueces, fresas y chispas.
  • Romeu e Julieta, que tiene dos ingredientes clave: queso mozzarella y pasta de guayaba.
  • Beijinho, el postre perfecto con masa de pizza, leche condensada y coco rallado.

Independientemente de si son pizzas dulces o saladas, a día de hoy este plato se celebra de manera oficial alrededor del mundo. En España y Estados Unidos hoy, 9 de febrero, es el día internacional de la Pizza. Sin embargo, en México este día se celebra el 7 de mayo y, en Chile, el 10 de julio. En resumen: cualquier día del año es perfecto para compartir una buena pizza.

Prepara una masa de pizza fina y crujiente

Cada persona es un mundo y por eso hay quien prefiere una masa de pizza más espesa y esponjosa, otros son más de masa fina para dar protagonismo a los ingredientes, algunos son fans de los rellenos en los bordes… En fin, ¡las posibilidades son infinitas! 

Hoy os proponemos una receta de masa fina y crujiente, que no requiere de levadura y por tanto, apenas necesita reposo. Puedes pedirle incluso ayuda a los más pequeños de la casa, ¡se lo van a pasar pipa! 

Además, ¡recuerda! Como nuestra Masarepa no lleva gluten, es perfecta para celíacos. 

Ingredientes 

Preparación

  1. Pon la Masarepa en un bol y añade la pizca de sal. Con un poco de maña, realiza un hueco en el centro a ‘modo volcán’ y añade el agua y el aceite.
  2. Amasa pacientemente hasta que la masa sea homogénea y compacta. ¡Ojo! es importante que no tenga aire (para eliminarlo solo se soluciona amasando). 
  3. Deja reposar la masa unos minutos. 
  4. Ahora ha llegado el momento de preparar la masa para poder colocar los ingredientes encima. Antes de hacerlo, espolvorea un poco de Masarepa en una superficie lisa para que se extienda mejor. 
  5. Estírala con ayuda del rodillo hasta que quede una masa fina a tu gusto. 
  6. Una vez añadas los ingredientes que desees, hornéala a 180ºC durante 15 min (¡recuerda precalentar el horno antes de introducirla, es esencial!)

¡Y ya la tienes! Puedes ponerle encima lo que prefieras: un poco de rúcula, tomate y queso de mano Goya o quizás te apetece un toque picante, por lo que te recomendamos recurrir a nuestros genuinos chiles jalapeños en rodajas. Existen combinaciones para todos los gustos y la mejor es solo una: ¡la que más te apetezca en el momento!

Hasta aquí el post de hoy. Esperamos que lo hayáis disfrutado y pongáis en práctica ya mismo esta receta infalible.

¡Nos leemos en el próximo post!