Goya

Cómo planificar tu menú semanal: ¡únete al Batch Cooking!

En Goya sabemos que el día a día puede ser agotador: jornada larga en la oficina, buscar el rato para hacer un poco de deporte, ir al colegio a recoger a tus hijos e incluso hacer todo tipo de malabares que animen tu vida social con unas cañas improvisadas por la tarde.  Y todo esto sin contar una duda que todos compartimos: ¿qué como y ceno mañana? 

Precisamente debido a lo agitada que es esta vida moderna, se ha popularizado la técnica del batch cooking. La idea esencial de esta filosofía culinaria es optimizar el tiempo que invertimos en la cocina. Suena bien, ¿verdad? ¡Pues sigue leyendo! 

¿Qué es el batch cooking? 

Batch Cooking significa literalmente “cocinar en grandes cantidades” y se trata de un movimiento que pretende conseguir dos objetivos esenciales: planificarte el menú de toda la semana y dejarlo solucionado en un solo día. De esta manera evitaremos tener que recurrir a alternativas fast food que nos llevan irremediablemente a alimentos ultraprocesados. Además, gracias a este tipo de organización semanal, aprovecharemos al máximo nuestra cesta de la compra

 

Por supuesto, como todo en esta vida, el batch cooking tiene algunos inconvenientes. Quizás el más llamativo sea el posible deterioro de los alimentos. Si por ejemplo decides que tu día de preparación de alimentos sea el lunes, es probable que para el viernes o sábado algunas de las elaboraciones se hayan estropeado (¡aunque estuvieran en la nevera!). La solución es muy sencilla: congela el plato, ten en cuenta el día para el que está destinado y ¡listo!

Consejos para organizarte con el Batch Cooking

Olvídate de conservar las elaboraciones en tuppers enormes. Si congelas raciones muy grandes que no vas a consumir al momento de sacarlas del frigo, es más que probable que acabes desperdiciando aquello que guardes para más tarde. Por eso es importante que lo organices individualmente y si es evitando usar plástico, mejor que mejor.

Elige un día para cocinarlo todo. Efectivamente, habrá una tarde o una mañana en la que no podrás hacer planes. ¡Pero a cambio de invertir durante todo el resto de la semana un tiempo mínimo en preparar tus comidas! Merece la pena, ¿no te parece?

 

Aunque vayas a invertir alrededor de unas cuatro horas durante esa jornada que elijas, es esencial optimizar tus recursos para no pasar ni un minuto más de lo necesario en la cocina. Para conseguirlo la clave es contar con algunos procesos como el horneado y el cocinado al vapor, porque de ese modo puedes preparar varios alimentos de una vez economizando energía y tiempo. 

A continuación, una sugerencia de menú batch cooking by Goya 😉

 

Arroz y frijoles 

Con esta receta haces un dos en uno: preparas ambas elaboraciones que después te pueden servir para poner en guarnición de otros platos. Puedes tomarlo como aperitivo antes de una comida o como una cena ligera perfecta para tomar entre semana. 

Cremoso arroz con vegetales al horno

Como leías un poco más arriba, es clave que hornees los vegetales a la vez (aunque después estén destinados a platos diferentes). Por otro lado, recuerda que tienes arroz ya listo para comer del día anterior. Como sabes, es uno de los ingredientes estrella que forman parte de planificaciones de batch cooking.

Bocadillo con puré de frijoles

Siempre está bien tener a mano un tentempié para esos días que comes rápido en la oficina. Aprovechamos para triturar unos cuantos frijoles que preparamos el primer día y añadimos un par de ingredientes más que no necesitan mucha elaboración: mayonesa de chipotle y champiñones salteados, por ejemplo. 

Macarrones con queso y especias 

La pasta es otro de los grandes aliados de este tipo de filosofía en la cocina. Se conserva perfectamente sin estropearse y según con qué la adereces, pueden ser sensaciones absolutamente diferentes. En este caso, es un plato calentito y delicioso que siempre apetece. 

Ensalada de pasta sazonada

Este plato es la prueba absoluta de que puedes aprovechar comida sin cansarte por “repetir”. ¿Qué tiene que ver un plato de pasta caliente con una fresca ensalada con verduras de temporada? ¡Nada! Y ambas están para chuparse los dedos. En este caso, según la ligereza con la que sazones la pasta, puede servirte tanto de almuerzo como de cena. 

Ten en cuenta que para el postre, la recomendación esencial es acudir a las frutas y verduras de temporada. Se venden a un precio muy económico y sin duda van a ser la opción más natural. ¡Recuerda! Mejor aún si la compras en tu tienda local de confianza. 

¿Y tú? ¿Te animas al batch cooking? ¡Cuéntanos en redes sociales si has puesto en marcha nuestros consejos!

Cómo planificar tu menú semanal: ¡únete al Batch Cooking!
Valora Este Post
  • Inglés
  • Español

Síguenos

Súmate a nuestra familia GOYA en las RRSS

¡Siempre nos ilusiona compartir nuestros momentos contigo!